Ir al contenido principal




Manifestaciones en Wuhan



Las agencias de información internacionales y los principales periódicos de lengua inglesa informan sobre las protestas y la violenta represión que tuvieron lugar la semana pasada en la ciudad china de Wuhan, epicentro de la pandemia de Covid-19. Miles de personas habían protestado contra la continuidad de las medidas draconeanas todavía impuestas por el gobierno después del término del aislamiento total de la ciudad y de la provincia de Hubei por más de dos meses. Centenares de miles de personas obtuvieron el permiso de regresar a Wuhan pero permanece la prohibición de salir de allí, incluso para aquellos que trabajan en el cordón suburbano, en el campo y en los pueblos cercanos. El viernes algunas miles de personas se reunieron sobre uno de los puentes que cruzan el río Yangtsé y conectan la ciudad con la provincia de Hubei. Gran parte de los manifestantes eran trabajadores pendulares despedidos por ser aún considerados “vehículos de infección”. En China las contrataciones y despidos en las empresas públicas y privadas son avalados por representantes del Partido Comunista y, a pesar de que el mismo gobierno declaró que la epidemia está en los hechos erradicada, es evidente que son los intereses económicos de estas firmas públicas y privadas en crisis lo que ocasiona los miles de despidos. Además se presume que la epidemia solo se contuvo y lejos está de haber sido erradicada mientras que la máquina de propaganda del Partido Comunista de China se está tomando muchas molestias para mostrar el “feliz retorno a la normalidad”.
Fabio Beltrame
31-03-20